El hombre que consiguió dejar sin blanca al Casino de Montecarlo

El Casino de Montecarlo siempre ha tenido fama de ser uno de los más lujosos y con mayores premios del mundo. Por ello, no es de extrañar que Charles de Ville Wells, el ingeniero inglés que diseñó varias patentes que le llevaron a destinar parte del dinero ganado con ellas a apostar en Montecarlo, eligiera este casino como lugar para ganar una gran cantidad de dinero o, como se diría en términos de juego, “hacer saltar la banca”.

Son muchos los que lo definen como jugador y estafador. Sin embargo, fue el único que hizo temblar, a nivel metafórico, a la banca monegasca jugando a la ruleta, uno de los juegos en los que es más difícil diseñar una estrategia, como podemos ver en los juegos de ruleta online que se ofrecen hoy en día en las diferentes plataformas en internet, las cuales fueron creadas para ofrecer una experiencia cercana a la que se ofrece en los grandes casinos, como en el que hablamos hoy.

¿Pero quién fue Charles de Ville Wells? Conozcamos más acerca de este personaje

Wells nació en 1841 en el sur de Inglaterra, en particular en Broxbourne. Con pocos años de vida, su familia decidió trasladarse a Francia, en un principio a Quimper, y más tarde a Marsella. Estudiante de ingeniería y con una mente ágil, obtuvo trabajo de una manera fácil en los astilleros de Marsella. Aunque parece que este no era su destino y Charles necesitaba más emociones en su vida, por lo que decidió embarcarse y volver a su país natal a probar suerte.

Aunque en un principio no la tuvo, si que supo aprovechar el auge de la Revolución Industrial, creando varias patentes que por aquel entonces interesaron a las altas esferas. Así fue como comenzó su carrera de inventor. En un inicio publicaba anuncios de patentes inventadas, pero esto no atrajo a ninguno de los inversores de la zona, por lo que tuvo que ponerse manos a la obra e inventar algo real. Entre sus inventos se encontraba un carro para la compra o un mecanismo de ayuda para limpiar barcos. Con un total de 192 patentes consiguió hacerse con una gran cantidad de dinero.

El Casino de Montecarlo

Tras haberse hecho con una suculenta cantidad de dinero, tomó la decisión que le cambiaría la vida: internarse en el casino de Montecarlo, uno de los más lujosos y reconocido a nivel mundial, durante 5 días. Eligió la ruleta como juego, que alternaba con las cartas. Y sin parar ni para comer, siempre sentando a la mesa, comenzó a realizar sus apuestas mientras la gente lo rodeaba con curiosidad. Durante una de esas jornadas logró hacer saltar la banca, o lo que es lo mismo, logró que el casino se quedase sin dinero (caso en el que se cubre con tela hasta que llega la siguiente remesa), repitiendo el proceso hasta un total de 5 veces y ganando 23 de 30 tiradas.

Como era de esperar, el casino inició una investigación para poder encontrar la artimaña usada por el inglés, pero no pudieron demostrar nada. Así fue como Monte Carlo Wells (el apodo que le puso la prensa de la época) consiguió hacerse millonario en 5 días. ¡Toda una historia de leyenda!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: