Guía para visitar Pompeya desde Roma

Cuando te encuentras de visita en la Ciudad Eterna, tienes diferentes opciones de cosas por hacer tanto dentro como fuera de Roma, ya sea contratando excursiones o viajando de forma independiente. Una de las alternativas que se pueden visitar fuera de Roma es Pompeya, ubicada a 240 km de la capital italiana y muy cerca de Nápoles.

Excursiones a Pompeya con visita guiada

Una excelente opción para llegar a Pompeya, tomando Roma como punto de partida, sería reservar esta excursión que te llevará a conocer todas las curiosidades relacionadas con esta ciudad histórica romana que hace casi 2000 años terminó petrificada bajo la lava del volcán Vesubio.

Aunque normalmente las excursiones serán un poco más costosas que viajar por libre, será mucho más conveniente si deseas empaparte de todas las curiosidades que esconde la ciudad. Tendrás a disposición un guía que responderá a todas tus preguntas y se hará cargo de tus necesidades durante todo el recorrido.

Estas excursiones no solo incluyen el guía en español, sino también la entrada y el transporte sin tener que esperar interminables colas o perder un tiempo valioso en esperas.

¿Qué ver en Pompeya?

La visita al yacimiento arqueológico de Pompeya se divide en 9 regiones, en las cuales conocerás los siguientes puntos de interés:

El Foro

Se trataba del centro neurálgico de la ciudad, lugar de convergencia para la vida política, económica, social y religiosa de la época. En este espacio se rendía culto a Minerva, Júpiter y otros dioses, por lo que es el lugar con las construcciones más importantes. También es una zona donde encontraremos restos conservados de personas y animales que fallecieron bajo la lava.

Templo de Apolo

Lo encontramos muy cerca del Foro. El Templo de Apolo estaba dedicado al Dios del Sol y es uno de los templos más grandes e impresionantes que encontrarás durante tu visita a la ciudad. Fue construido entre los siglos VII y VIII a.C.

Terme Stabiane

Durante la excursión a Pompeya podrás conocer este edificio construido durante los siglos IV y III a.C. y que alguna vez sirvió de albergue para importantes termas, actualmente las mejores conservadas en la ciudad. El lugar tiene similitudes con los baños turcos, con piscina, letrinas y gimnasio, además de baños tibios y calientes.

Teatro Grande

Nada menos que el centro cultural de la ciudad, un teatro construido en el siglo II a.C. y que ofrecía capacidad para recibir a 5.000 personas que se distribuían en tres niveles, correspondientes a la clase social a la cual pertenecían. Allí se representaban tragicomedias típicas de aquel momento histórico.

El Lupanar

El lugar que más llama la atención de los visitantes es el Lupanar. Literalmente es el prostíbulo de la ciudad. Se ubica en una calle estrecha y dentro es posible observar varias habitaciones con camas de piedra y ambientadas con frescos eróticos sobre las paredes. Las prostitutas de la ciudad eran reconocibles por llevar el cabello teñido de rojo y vestir una túnica que llegaba hasta los tobillos.

Anfiteatro

Se considera el anfiteatro más antiguo del mundo, siendo construido entre los siglos 80 y 70 a.C., antes de que fuera levantado el Coliseo de Roma. Debido a su excelente estado de conservación, es fácil visitarlo e imaginar la escena de los gladiadores luchando frente a miles de ciudadanos eufóricos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: