Trucos para ahorrar en el mantenimiento del coche

Desde el momento en que se adquiere un coche, este comienza a generar gastos relacionados con el mantenimiento preventivo y correctivo de cada uno de sus componentes, así como impuestos, seguro y combustible. Es preciso destinar un presupuesto importante a mantener el coche en perfectas condiciones, de lo contrario no se podrían disfrutar las ventajas de poseer un vehículo.

A pesar de ser un gasto con un peso considerable en el presupuesto anual, existen diferentes trucos y consejos que pueden aplicarse para ahorrar un poco de dinero en el mantenimiento del coche, logrando así que nuestro vehículo funcione correctamente en cada ocasión, sin que nuestro bolsillo se resienta demasiado.

Utiliza un servicio oficial de la marca

La mayoría de los conductores pasa por alto la puntualidad en el mantenimiento que han sido programados por la marca, hasta que el motor de arranque o cualquier otro componente comienza a acumular fallos. No obstante, acudir al servicio oficial en las fechas correspondientes puede ser la mejor forma de ahorrar gastos de mantenimiento.

Acude a revisiones en talleres independientes

Incluso si tu coche aún se encuentra en garantía, es posible acudir a una revisión periódica en algún taller independiente cuyo precio sea inferior al servicio original de la marca. Según el Reglamento 1400/2002, es posible utilizarlos siempre y cuando estos respeten las pautas del fabricante y se registren todas las operaciones en el libro de mantenimiento.

Adquiere repuestos online

Diversas tiendas online, como DAPARTO, tienen la capacidad de ofrecer piezas de repuesto para una gran variedad de marcas y modelos de coches a precios realmente competitivos. Habla con tu mecánico de confianza para que realice su instalación y seguramente notarás un ahorro considerable en el presupuesto del mantenimiento de tu coche.

Aprende a realizar tu mismo algunas tareas sencillas

Cosas como cambiar el filtro de aire o los limpiaparabrisas, son reparaciones menores que puedes hacer por cuenta propia, incluso cuando no tienes ninguna experiencia en el tema. Para estas tareas sencillas podrás encontrar tutoriales precisos en internet, con los cuales guiarte. Al final, podrás ahorrar algunos euros y visitas innecesarias al taller.

Conduce de forma eficiente

Tus hábitos de conducción resultarán esenciales para reducir los gastos de mantenimiento de tu coche. Vigilar la presión de los neumáticos, conducir a una velocidad constante, evitar frenazos y acelerones innecesarios y soltar el acelerador en las bajadas para aprovechar la inercia, son pequeños hábitos que te ahorrarán dinero y evitarán el surgimiento de posibles fallos.

Cumple un plan de mantenimiento

Finalmente, todos los coches deben tener bien planificada la rutina de mantenimiento. Los coches que conservan la garantía pueden utilizar los servicios oficiales de la marca, atendiendo al cronograma establecido por ellos. Por su parte, aquellos vehículos fuera de garantía deben mantener su propio plan de mantenimiento preventivo periódico, con el cual se evita daños mayores ocasionados por problemas menores no atendidos a tiempo.

Con todo esto en mente, notarás un gran ahorro en tus gastos anuales relacionados con el mantenimiento de tu coche.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: