3 datos que muestran cómo compran los jóvenes españoles

Desde la llegada del coronavirus a España, no solo hemos visto un cambio total en la forma en la que nos desenvolvemos diariamente, sino que además hemos podido conocer a profundidad cómo evolucionan los patrones de conducta de todas las generaciones que forman parte de la sociedad.

Los patrones de consumo serían algunos de los más relevantes en el contexto de la crisis económica causada por la pandemia.

Es por eso que la firma Bnext lanzó la edición anual de su informe “¿En qué gastan los jóvenes su dinero?”, en el que explican cómo ha evolucionado el consumo de los jóvenes españoles en los últimos años, y cuáles serían algunas de las características particulares de este grupo de personas al momento de llenar sus alacenas, refrescar sus armarios, remodelar sus hogares, entre muchos otros.

Estos son los 3 datos más relevantes del reporte:

Compra noctura “desde el sofá”

Las nuevas generaciones se enfocan cada vez más en mejorar sus vidas, ya sea cambiando su estilo de vida para aprender a combatir enfermedades comunes del pasado hasta utilizar herramientas para sentirse más cómodos. Gracias al comercio electrónico, los jóvenes españoles han llevado esta última necesidad al siguiente nivel, desarrollando la compra noctura “desde el sofá”.

El informe explica que buena parte de los jóvenes que compran por Internet lo hacen entre las 12pm y la 1am, normalmente desde sus espacios de descanso como la cama o el sofá. Se teoriza que esto sucede como respuesta a que, con el teletrabajo posicionado especialmente entre personas de 18 y 30 años, el tiempo libre de esta generación es mucho más escaso.

Alimentos, lo más buscado

Lo más comprado por las personas entre 31 y 35 años son los alimentos, sobre todo aquellos que provienen de cadenas de descuentos como Mercadona y Lidl. Esta última ha ganado popularidad en el país, siendo incluso la que mayor share de mercado ocupa (con un 20,7%) en cuanto a consumo minorista Online se refiere, superando a empresas como Carrefour o DIA.

La mayoría de estos opta por el folleto de Lidl ya que la cadena ha incrementado el número de campañas de descuento que publica mensualmente (entre 5 y 8 folletos) desde el inicio de la pandemia. En estos es posible encontrar productos de moda, alimentos frescos y procesados, máquinas de ejercicio, equipos electrónicos, entre otros.

Estos consumidores no solo gastan más en alimentos que en otro tipo de productos, sino también en comida terminada que incluyen el servicio de envío a domicilio, potenciando aún más este fenómeno en la búsqueda de la comodidad.

Moda y turismo, cada vez más populares

Finalmente, el estudio explica que la moda y el turismo son las otras industrias que mayor han ganado popularidad durante la pandemia. La compra de prendas de vestir podría surgir de la necesidad de sentirse mejor dentro del hogar, mientras que el pago de servicios turísticos se enfoca en la creación de planes post-pandemia (una visión positiva a futuro).

Zara, El Corte Inglés y Decathlon serían las empresas de moda más favorecidas, mientras que Booking y Ryanair serían el equivalente en la industria del turismo.

Esta cohorte de edad es una de las más importantes al hablar de consumo ya que son los encargados de adoptar y optimizar las tendencias que se posicionan periódicamente en el mercado, sin embargo, todos los grupos de consumidores han evolucionado de una u otra manera como respuesta a la pandemia. Lo que vemos en este estudio no es más que la punta del iceberg en el fenómeno de masificación del e-commerce.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: