Los mejores consejos para elegir la pala de pádel ideal

La variedad de raquetas de pádel que se pueden encontrar en tiendas online, como en la tienda de padel Padelot, ha crecido rápidamente a medida que el deporte se hace más popular. Por esta misma razón, nos podemos sentir abrumados a la hora de comprar una. El tipo de raqueta que elijas viene determinado por una serie de factores, pero lo más importante a tener en cuenta es tu nivel de habilidad y tu estilo de juego.

Por esto, primero debemos empezar por definir los distintos niveles de juego y las cualidades más importantes, antes de entrar en los aspectos técnicos de una raqueta de pádel.

Jugador ocasional: mientras tu técnica va mejorando, necesitarás una raqueta de pádel sencilla de jugar, que sea ligera y con el control adecuado, para colocar la pelota en un lugar apropiado.

Jugador intermedio: es aquel que juega con una amplia gama de golpes y estrategias, aunque su estilo de juego no es fijo. Puedes buscar una raqueta de pádel maniobrable, para afrontar cualquier escenario. La pala adecuada tendría un buen equilibrio entre potencia y precisión.

Jugador avanzado: dependiendo de tu juego, querrás una raqueta de pádel con una potencia máxima o una precisión excepcional.

¿Cuáles son los diferentes tipos de paletas?

Para responder esto, hay que tener en cuenta que las palas se clasifican en función de ciertos factores:

  • Según la forma
  • Según el balance
  • Según el material
  • Según el peso

Según la forma

Las formas de pala de pádel más populares son la forma de diamante, la forma redonda y la forma de lágrima. Cada una de estas formas de pala de pádel tiene una variedad de características y acciones que pueden influir en tu estilo de juego.

Forma redonda

Las raquetas de pádel con forma redonda son las más maniobrables, con una distribución del peso más cercana al mango. Su punto óptimo se encuentra en el centro de la cabeza.

Las raquetas de esta forma son muy adecuadas para los jugadores ocasionales y defensivos, gracias a su alto grado de control. La desventaja de estas palas es que carecen de potencia para los golpes.

Forma de lágrima

Se trata de una variación de las formas redonda y de diamante. Las raquetas de pádel con forma de lágrima tienen un buen equilibrio cerca del centro, son versátiles y proporcionan un gran equilibrio entre potencia y control.

Se adaptan tanto a los jugadores intermedios como a los que aún no tienen un juego especializado y que puede ser defensivo u ofensivo.

Forma de diamante

Con un equilibrio y un punto óptimo más cercano a la parte superior, esta es la raqueta de pádel más potente, y es popular entre los jugadores profesionales.

Son ideales para los jugadores con un estilo de juego ofensivo, sobre todo los que juegan en el lado izquierdo. Su movilidad es su mayor inconveniente. También podrían causar fatiga en el brazo de un jugador no entrenado.

El balance

El equilibrio está directamente ligado a la forma y en consecuencia, a la maniobrabilidad de la raqueta de pádel. Hay 3 tipos de balances:

  • Alto: el peso se distribuye hacia la parte superior de la raqueta, en la cabeza, lo que la hace más potente. La desventaja que tiene es que resiente más la muñeca, ya que tienes que usar mucha más fuerza para sostener la pala.
  • Bajo: el peso se distribuye cerca del mango, proporcionando más maniobrabilidad. Sin embargo, no tiene mucha potencia.
  • Medio: el peso se distribuye uniformemente por toda la raqueta, proporcionando un buen equilibrio entre potencia y maniobrabilidad.

El peso

El peso medio de una raqueta de pádel para adultos es de unos 375 g. Este es un buen rango para aquellos que buscan un equilibrio de potencia y control.

Una raqueta de pádel que pesa menos de 370 g es más fácil de manejar y más adecuada para las voleas de reacción, pero no es tan potente. Una raqueta de pádel ligera es ideal para los jugadores ocasionales, las mujeres entre 340 y 370 gramos y los niños de entre 5 y 10 años, que pesen entre 280 y 340 gramos.

Una pala con un peso de más de 375 gramos tiene más potencia, pero trae menos agilidad y control. Para el juego ofensivo, una raqueta pesada será más eficaz, pero necesitarás una excelente capacidad física.

El material

La superficie de impacto de la raqueta de pádel suele estar construida con fibra de vidrio (barata pero pesada) o con grafito (más cara pero ligera) en hasta tres capas. Cuantas más capas tenga una raqueta, más durará, pero menos potente será.

El núcleo de una pala está hecho de espuma (polietileno), una sustancia blanda muy conocida por su comodidad y que se utiliza en las raquetas de pádel con fibras delicadas en la superficie de impacto. También por E.V.A (etileno-vinil-acetato) que se utiliza por su peso ligero, su resistencia a las altas temperaturas y su capacidad para volver rápidamente a su posición inicial tras el impacto.

Como resultado de la mezcla de espuma blanda + fibras suaves en la superficie de impacto, se obtiene la potencia; y la mezcla de E.V.A. + fibras duras se obtiene la precisión de la pala.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

error: